Consejos de Limpieza del Vehículo

Es asombroso lo rápido que se puede ensuciar tu vehículo.

Aunque volver a sentir el orgullo y alegría que sentías cuando estaba en la sala de exhibición es fácil, lo único que necesitas son algunos productos de limpieza y un poquito de esfuerzo.

Y si consideras el costo cuando lo lava un profesional, lavar tu propio vehículo también puede ahorrarte dinero.

Productos para el cuidado del auto


Encuentra o compra los productos para el cuidado del auto antes de comenzar este proyecto

  • Para limpiar el interior, puedes necesitar: una aspiradora para auto con cepillo y accesorios con boquilla, hisopos, limpiador para plástico y vinilo, limpiador para tela, limpiador para cuero, quitamanchas y toallas de microfibra y papel.

  • Para limpiar el exterior, puedes necesitar: aerosol para detalles, removedor de insectos y alquitrán, cera para lavado de auto, barra de arcilla, cera, limpiador de vidrios sin amoníaco, limpiador de ruedas, manopla de lana de cordero, toallas de microfibra para secar, paños para lustrar, aplicadores de microfibra o goma para cera, cepillo de cerda natural o de nylon grande, cepillo pequeño para los detalles, cubeta, manguera y limpiador de precera opcional, removedor de rayones y sellador/glaseador.

Cómo limpiar el interior

Pasa la aspiradora
Comienza aspirando la alfombra, los asientos, el tablero y la bandeja trasera. Un accesorio para aspiradora con un cepillo ayuda a quitar la suciedad rebelde; un accesorio con boquilla angosta limpiará los lugares de difícil acceso como debajo de los asientos.

Limpia los asientos de tela
Limpia los asientos de tela con un limpiador para tela dedicado: espárcelo con una esponja y deja que se asiente. Una vez seco, pasa la aspiradora. Puedes quitar los restos de limpiador con una toalla limpia.

Limpia y acondiciona el cuero
Quita las manchas y la suciedad de las superficies de cuero con un limpiador de cuero de calidad, una toalla limpia y poca presión. Ten cuidado de no frotar muy fuerte, ya que podrías quitar el tinte.

Consejos para piezas con detalles
Lustra las piezas con detalles del interior con un limpiador para plástico y vinilo. Úsalo con una toalla limpia y un poquito de esfuerzo para quitar la suciedad pegada. La mayoría de los limpiadores tienen el beneficio adicional de proteger a largo plazo una vez que se absorben. Limpia lugares de difícil acceso con hisopos, que funcionan muy bien para el grupo de instrumentos, emblemas, interruptores, ventilaciones, sistema de audio y tablero.

Quita las manchas de la alfombra
Trata las manchas de la alfombra y el tapizado con un removedor de manchas como Motorcraft® Professional Strength Carpet and Upholstery Cleaner o Motorcraft Spot and Stain Remover. Deja que absorba por unos minutos y frega las manchas con un cepillo de cerda de plástico. Limpia con un trapo nuevo, luego vuelve a aspirar. Repite el proceso en las manchas rebeldes.

Cómo limpiar el exterior

Revisa la pintura
Primero, revisa todo el vehículo y encuentra lugares problemáticos: contaminantes como excremento de pájaros, alquitrán y savia de los árboles, además de rayones, abolladuras y golpes. Trata antes los contaminantes suaves con aerosol para detalles, usa Motorcraft Bug and Tar Remover en alquitrán endurecido o bichos.

Lava solo a mano
Estaciona el vehículo en la sombra, luego lávalo con una cubeta de Motorcraft Detail Wash y una manopla de lana de cordero. Siempre lava el vehículo de arriba abajo. Un cepillo de nylon o de cerda natural te ayudará a quitar la suciedad de las bandas laterales de las ruedas.

Enjuaga y seca
Luego, enjuaga el vehículo con una manguera de jardín de arriba abajo, esto permite que el agua recorra grandes secciones del vehículo. Seca el vehículo de arriba abajo con toallas de microfibra. Seca las ventanas primero, luego sigue con la pintura. Seca siempre el vehículo en la sombra y asegúrate de que se seque antes de que se formen manchas de agua.

Quita los contaminantes con arcilla
Coloca la mano en el capó del vehículo y desliza suavemente los dedos arriba y abajo del capó. Podrás "sentir" los contaminantes en la punta de los dedos, se sienten como pequeños bultos en la superficie. Si la pintura es nueva y la superficie se siente completamente suave, puedes ir a la siguiente parte.

Si sientes los contaminantes, quítalos con una barra de arcilla: Aplana la barra de arcilla para que entre en la mano y toma el aerosol para detalles con la otra mano. Luego, rocía con el líquido para detalles en un panel para lubricar la arcilla y frota ligeramente la parte trasera de la arcilla aplanada por toda la superficie de pintura. Haz un panel a la vez. Cuando esté seco, repite la prueba de la punta de los dedos, la pintura ahora debería estar limpia.

Agrega cera
Siempre deberías pasar cera al vehículo después de usar una barra de arcilla. Hay dos maneras de encerar: Si la pintura tiene muchas abolladuras y rayones, necesitará un sistema multietapa que use aplicaciones por separado de removedor de rayones, limpiadores y un glaseador, además de la cera. Si la pintura es nueva y está en buen estado, solo necesitarás encerar.

Coloca una pequeña cantidad de cera en un aplicador de microfibra o espuma. Coloca el aplicador en un panel superior como el techo o capó y, con un movimiento circular, aplica la cera a un par de paneles a la vez. La cera seca debería mostrar solo un brillo ligero, el blanco brillante significa que estás usando demasiada cantidad.

Quita la cera seca con un paño de microfibra o algodón. Asegúrate de dar vuelta los paños varias veces, para no llenarlos con cera. Cuando termines, usa un paño limpio para hacer una última pasada a la pintura y quita la cera que haya quedado en áreas estrechas como emblemas y espacios entre los paneles de la carrocería.

Limpia las ventanas y espejos
Limpia las ventanas externas e internas y los espejos rociando con un limpiador sin amoníaco una toalla de microfibra o sin pelusa. Los limpiadores sin amoníaco huelen mejor, no manchan, no dañan el polarizado de la ventana y no dañan el interior si rocías demasiado. Si ves manchas de agua dura en las ventanas o parabrisas, un buen lustre de cromo puede quitarlas.

Cómo limpiar techos convertibles

  • Para los techos de tela, lava con un limpiador y protector de alta calidad para techos convertibles.

  • No uses cepillos de cerdas duras, materiales abrasivos o limpiadores.

  • Para el material superior que tiene pelusas (por ejemplo, semillas de álamo), usa un accesorio para para aspiradora con rodillo para pelusas con un cepillo con cerdas suaves.

  • Las ceras calientes que se aplican en los lavaderos de autos comerciales pueden causar que la tela se vuelva resistente a la limpieza.

  • Lavar el techo convertible y las ventanas bajo gran presión de agua o con cera puede ocasionar pérdidas de agua y que se dañe la franja de cuero.

  • No pliegues el techo convertible cuando está húmedo, ya que puede causar hongos, moho, además de desgastar y decolorar la tela.

Cómo elegir el limpiador de ruedas adecuado

Antes de comprar un limpiador de rueda, consulta tu manual del propietario para saber qué tipo de ruedas tienes.
Las ruedas pueden ser de:

  • Aluminio pintado, anodizado o con revestimiento transparente (muchas ruedas de fábrica)

  • Aluminio pulido

  • Magnesio pulido

  • Cromo

Cuando sepas el tipo de ruedas, puedes elegir un limpiador adecuado: Motorcraft Wheel and Tire Cleaner es ideal para ruedas con revestimiento transparente de fábrica, y hay lustres para ruedas de aluminio y magnesio sin revestimiento.

Para limpiar las ruedas, lávalas con agua jabonosa, luego enjuaga. Quita la suciedad y mugre del freno con un aerosol o pasa un limpiador de ruedas en pasta, y siempre quita rápidamente el limpiador en aerosol con una manguera con agua o pasa una toalla de algodón limpia para quitar el resto de pasta. Repite cuando sea necesario y luego haz una última pasada con una toalla limpia para asegurarte de haber quitado el limpiador completamente.